Cynthia M. Gettys • Elaine D. Plemons

Modelo de un diseño de cátedra con fundamentos bíblicos:Enseñando a la Generación “Y” en educación Superior

La Generación “Y”1 (personas nacidas entre 1982 y 2004), tiene características diferentes que las generaciones previas,2 y los de esta generación que llegan a instituciones adventistas de educación superior las persuaden a cambiar. Dialogando con un grupo representativo de estudiantes adventistas que asisten a estas instituciones, los autores de este artículo han descubierto que esta generación busca más participación, y quieren que la cosmovisión bíblica adventista prevalezca en todas sus asignaturas. Al momento de graduarse, los adventistas de la Generación “Y” quieren estar listos para hacer frente al mundo con su cosmovisión ya desarrollada. Estos, al igual que otros de la misma generación, quieren salir con una comprensión de cómo aplicar las Escrituras a su profesión y su llamado.3

Establecimiento de una Cosmovisión Bíblica

El establecimiento de una cosmovisión bíblica en todas las asignaturas es de gran importancia para las instituciones adventistas de educación superior, en especial cuando todos tienen acceso a una amplia gama de información que se encuentra hoy en Internet. Por ejemplo, muchas universidades de alto nivel académico, ofrecen Cursos Abiertos Masivos en Línea en forma gratuita4 que permite que los individuos obtengan diplomas y certificados que pueden ser usados para documentar el crecimiento personal y profesional. Las asignaturas tomadas en las universidades adventistas, sean en línea o en aulas físicas, necesitan ser diferentes de lo que se puede encontrar en Internet. Las asignaturas deberían diseñarse de tal manera que pueda ofrecer a los estudiantes una perspectiva peculiarmente adventista, estructurada sobre un fundamento bíblico. Josué dio a los israelitas una clara opción similar a la que tienen los profesores: "Escogeos hoy a quien sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres cuando estuvieron al otro lado del río" (es decir, un enfoque tradicional, enseñando así como fueron enseñados), "o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis" (es decir, enfoque contemporáneo, enseñando así como se enseña en otras instituciones); "pero yo y mi casa" (mi aula) "serviremos a Jehova"5 (es decir, siguiendo el plan divino para la educación, construido sobre el fundamento de las Sagradas Escrituras, comprometido con el servicio y con miras hacia la eternidad).

En el libro Total Truth [Verdad total] se destaca la importancia de esta elección. Su autora Nancy Pearcey advierte a los profesores lo que sucede cuando uno no ha desarrollado un enfoque bíblico en la transmisión de contenidos.

"El peligro radica en que, si los cristianos no desarrollan conscientemente un enfoque bíblico en la asignatura académica, entonces absorberán inconscientemente otro enfoque filosófico. Un conjunto de ideas para interpretar el mundo, es como una caja de herramientas filosófica llena de términos y conceptos. Si los cristianos no desarrollan sus propias herramientas de análisis, entonces, cuando surja alguna cuestión que quieren entender, tomarán prestadas las herramientas de algún otro, es decir, los conceptos generalmente aceptados en el campo profesional o en la cultura en general [...]. 'Las herramientas moldean a quien las usa"6

Una búsqueda extensa de lo publicado no produjo ningún modelo de diseño curricular con fundamento bíblico y con una perspectiva adventista que pueda ser usada dentro de las instituciones adventistas de educación superior. Por lo tanto, los autores de este artículo eligieron desarrollar un modelo basado en técnicas de investigación respetables, comenzando con un concepto bíblico claramente identificado a manera de fundamento. La siguiente sección describe siete pasos para diseñar un curso o asignatura usando el Modelo de Diseño de Catedra con Fundamentos Bíblicos creado por los autores.

Pasos para el Modelo de Diseño de Cátedra con Fundamentos Bíblicos

Paso 1:  Elabore un mapa conceptual de la asignatura. El docente debe iniciar el proceso "comenzando con el final en mente,"7 por medio de una reflexión específica sobre las siguientes preguntas: "¿Cuál es el concepto esencial de la cátedra?" "¿En qué sentido este concepto es una verdad sobre Dios?" y, ¿Qué ejemplos bíblicos (EB) de este concepto puedo compartir de manera significativa en esta clase?" Se usan las respuestas a estas preguntas para comenzar a desarrollar el Mapa Conceptual de la Cátedra con Fundamento Bíblico (MC), una representación visual del fundamento bíblico de la asignatura y su conexión con los contenidos de esta.

Tabla 1. Conceptos Biblicos de la Catedra Identiflcados por los Docentes

Abundancia
Compromiso
Empoderamiento
Gratitud
Vida
Redención
Aceptación
Comunicación
Ambientes
Crecimiento
Amor
Reflexión
Responsabilidad
Compasión
Igualdad
Armonia
Lealtad
Relaciones
Adaptación
Conexión
Eternidad
Heroismo
Moral
Renovación
Ajuste
Cooperación

Etica
Jerarquía
Nacionalismo
Restauración
Alineación
Afrontamiento
Excelencia
Honor
Naturaleza
Ritmo
Ambición
Valor
Experiencia
Esperanza
Orden
Conciencia propia
Aprecio
Creatividad
Equidad
Humor
Organización
Autoestima
Equilibrio
Cultura
Fe
Identidad

Superación
Fortaleza
Belleza
Muerte
Familia
Individualidad
Modelos
Sistemas
Pertenencia
Democracia
Sentimientos
Intencionalidad
Paz
Tradición
Hermandad
Dependencia
Perdón
Interacción
Perspectiva
Transformación
Solicitud
Diseño
Libre albedrío
Interdependencia
Poder
Conflanza

Cambio
Deseo
Libertad
Justicia
Realidad
Verdad
Carácter
Descubrimiento
Amistad
Conocimiento
Rebelión
Unidad
Elección
Diversidad
Realización
Liderazgo
Renacimiento
Valores
Círculo de la vida
Emociones
Gracia
Libertad
Reconstrucción
Voluntad

El mapa reestructura el pensamiento del profesor y bosqueja el concepto bíblico del curso y su conexión con los Ejemplos Bíblicos EB, el conocimiento y los procesos académicos de la asignatura, junto con evaluaciones que serán usadas para medir la comprensión que tiene el estudiante de los contenidos. Dado que el Mapa Conceptual es una representación visual de todos los elementos fundamentales del diseño de la asignatura, llega a ser una parte importante del plan de cátedra.

Para comenzar a crear el Mapa Conceptual (MP), el docente identifica de dos a tres conceptos bíblicos que podrían representar la esencia de la clase. Véase la Tabla 1, donde figura una lista parcial de conceptos bíblicos recolectados por los docentes. A continuación, el docente debería dedicar tiempo a estudiar la Biblia, orar, y reflexionar en los conceptos bíblicos identificados, pidiendo a Dios que le ayude a determinar que concepto bíblico representará mejor la verdad de Dios dentro de los contenidos de su asignatura.

El docente continúa con el proceso al escribir la definición de la asignatura en una sola oración gramatical, usando el término conceptual bíblico de la cátedra y describiendo su conexión con el contenido académico del curso en una sola oración. Por ejemplo, Linda Crumley, profesora de Investigación en Comunicaciones, en la Universidad Adventista Southern en Collegedale, Tennessee,8 señaló "Exploración" como el concepto bíblico para la asignatura porque identificó la base bíblica de su asignatura de la siguiente manera: "Dios nos revela muchas cosas". La doctora Crumley entonces escribió su oración distintiva: "Por medio de la Descubrimiento, buscamos descubrir que nos quiere revelar Dios", a partir de Deuteronomio 29:29.

La doctora Crumley colocó el concepto bíblico de la asignatura y la oración distintiva en forma de un diamante en el centro del Mapa Conceptual. La Figura 1 muestra el comienzo del Mapa Conceptual para Investigación en Comunicación.

Figura 1. — Concepto Bíblico de la asignatura y Oración Distintiva para: Investigación en Comunicación

A continuación, el docente identifica Ejemplos Bíblicos, que incluyen enseñanzas bíblicas e historias específicas de la Biblia, con sus referencias, que relacionan el concepto bíblico de la asignatura y la oración distintiva

La doctora Crumley identificó seis Ejemplos Bíblicos para su asignatura:

  1. Deuteronomio 29:29—Dios revela lo que quiere que sepamos.
  2. Isaías 28:23-29— Escoger el método apropiado para la tarea.
  3. Isaías 48:6—Estar abierto a cambios
  4. 1 Corintios 14:40— Hacer todo decentemente y con orden.
  5. Nehemías 8:8—Traducir para entender.
  6. Números 1—Hacer un censo (un formato de procedimiento).

La docente colocó cada uno de los Ejemplos Bíblicos (EB) en un círculo violeta separado y conectó, con flechas, el concepto bíblico de la asignatura con cada uno de los EB en el Mapa Conceptual (MP). La Figura 2 muestra los EB que se añadieron al MC en el caso de Investigación en Comunicación. (Note que, si esta clase fuera enseñada por otros docentes, ellos podrían ver de manera diferente el propósito de la clase y hallar un concepto bíblico diferente y/o Ejemplos Bíblicos adicionales o diferentes).

El Modelo de Diseño de Cátedra con Fundamentos Bíblicos, al igual que la Etapa 1 del popular Modelo de Comprensión por Diseño de McTighe y Wiggins,9 enfatiza la identificación de los resultados finales deseados para el conocimiento de los contenidos de la clase. El docente lo lleva a cabo al determinar qué conocimientos declarativos (CD) y conocimientos procedimentales (CP) necesitan saber los estudiantes para demostrar la comprensión del contenido de la clase. Estos CD y CP responderán la pregunta: "Cinco años después de tomar la clase, ¿que deberían saber y ser capaces de hacer los estudiantes?" Algunos profesores añadirán el estado de actitudes y valores, además de los CD y CP. La doctora Crumley identificó tres declaraciones de CD y tres de CP para su clase. En su Mapa Conceptual (MP), colocó cada conocimiento declarativo (CD) en un rectángulo anaranjado y cada conocimiento procedimental (CP) en un hexágono azul, y los añadió al mapa. La mayoría de los docentes no poseen un número idéntico de CD y CP. Sin embargo, el docente debería limitar el número total de CD y CP combinados a no más de ocho declaraciones bien estructuradas que garanticen una alineación clara con los resultados del aprendizaje.

El docente ahora repasa los ejemplos bíblicos (EB) ya identificados y determina cuál o cuáles se conectan mejor con cada conocimiento declarativo (CD) y conocimiento procedimental (CP). Los EB suelen ser colocados en el MC cerca de los CD y CP donde mejor se conecten, y se traza una flecha que los conecte. La Figura 3 muestra el MC junto con los CD y CP añadidos para la asignatura Investigación en Comunicaciones.

Figura 2. —Ejemplos Bíblicos que se añaden a los Conceptos Bíblicos de la asignatura: Investigación en Comunicación

Por último, para completar el Mapa Conceptual, el profesor determina que clase de evaluaciones miden mejor la comprensión de los alumnos de cada CD y CP. En el caso de la Generación Y, siempre que sea posible deberían usarse actividades o proyectos del mundo real. El profesor coloca sus evaluaciones en rectángulos rojos y conecta cada uno de ellos con el CD o CP apropiado.

En Investigación en Comunicaciones, la doctora Crumley eligió usar herramientas tales como Prezi o Keynote para iCloud, Revisiones Bibliográficas, Guías de Estudio, Referencias con Anotaciones, Lecturas Corales, y un Proyecto Grupal, junto con exámenes, como medios para evaluar la clase. No solo se basó en pruebas del día y exámenes, que son evaluaciones de bajo nivel, y que no deberían ser el único tipo de evaluación usada. (Es importante destacar que en el Paso 5 del Modelo de Diseño de Cátedra con Fundamentos Bíblicos, el docente redactará un Plan de Evaluación (PE) expandido que incorporará más información para las actividades de evaluación señaladas aquí).

Figura 3. — Conocimientos Declarativos (CD) y Conocimientos Procedimentales (CP)  que se añaden al Mapa Conceptual de la asignatura: Investigación en Comunicación

Magnifying Glass View Larger

El Mapa Conceptual completo para Investigación en Comunicaciones muestra el concepto de clase bíblica y la oración distintiva conectada con los Ejemplos Bíblicos, los EB conectados con los CD y CP, y los CD y los CP conectados con sus evaluaciones correspondientes.

Paso 2: Redacte los Resultados de Aprendizaje (RA). Los RA describen en una sola oración lo que los estudiantes podrán demostrar en términos de conocimiento y procedimientos al terminar la asignatura. Los RA se desarrollan sobre la base de los CD y los CP identificados en el MC del Paso 1, y están diseñados para mostrar de manera intencional la progresión del proceso de aprendizaje para mover a los estudiantes hacia un pensamiento de orden más elevado según lo representa la Taxonomía de Bloom Revisada.10 Los RA estarán registrados en el plan de cátedra, de manera que los estudiantes entiendan lo que se espera de ellos al completar la asignatura.

Figura 4 – Mapa conceptual del Curso de Fundamentos Bíblicos para: Investigación en Comunicación

Magnifying Glass View Larger

El docente debería redactar un Objetivo de Aprendizaje por cada CD y CP. Al redactar los RA, necesita enfocarse en el aprendizaje del estudiante y expresar los RA en términos claros, medibles y observables. Palabras vagas como comprender, saber y familiarizarse son difíciles de medir y deberían ser evitadas. Por el contrario, los docentes deberían escoger verbos de acción de la Taxonomía Revisada de Bloom, tales como llevar a cabo, identificar, describir, explicar, y demostrar." Las asignaturas básicas, o de Educación General, usarán más verbos de los niveles más bajos de la taxonomía —recordar, comprender, aplicar—, mientras que las asignaturas más avanzadas y de posgrado atraerán verbos de los niveles más altos—analizar, evaluar, crear.

La Tabla 2 muestra los Resultados de Aprendizaje (RA) para Investigación en Comunicaciones. Recuerde que existe una correlación uno a uno entre cada resultado y un CD o CP; y cada RA deberá comenzar con un verbo activo de la Taxonomía Revisada de Bloom. Deberían enumerarse los RA completando la siguiente oración: "Para cuando termine con éxito la clase, el estudiante tendrá que ser capaz de...". La categoría de la taxonomía aparece entre paréntesis después de los RA.

Tabla 2. Resultados de Aprendizaje para: Investigación en Comunicación

Después de completar con éxito esta cátedra, el estudiante tendrá la capacidad de:

  • Definir los conceptos básicos en el lenguaje de la investigación de las ciencias sociales (Recordar)
  • Interpretar bibliografía erudita. (Comprender)
  • Examinar diversos métodos o herramientas de investigación (Analizar)
  • Efectuar una revisión bibliográfica completa. (Evaluar)
  • Aplicar el método apropiado para su estudio de investigación. (Aplicar)
  • Generar un estudio completo de investigación cuantitativa. (Crear)

Paso 3: Seleccione Técnicas Activas de Enseñanza y Aprendizaje. Las Técnicas Activas de Enseñanza y Aprendizaje (TAEA) presentan una amplia gama de estrategias pero con la característica en común de "llevar a los estudiantes a que hagan algo y piensen en lo que están haciendo", según la investigación de Bonwell y Eison.12 Se deberían identificar y usar las TAEA para hacer participar a los estudiantes, necesidad especifica en la Generación Y.13 Los profesores deben identificar los CD y CP del contenido y desarrollar actividades que presenten oportunidades de que los estudiantes apliquen la capacidad de pensar usados por profesionales de la disciplina. Estas TAEA remplazan la disertación durante toda la hora de clases; y muchas investigaciones indican que llevan a un mayor logro académico entre todos los estudiantes adultos, incluidos los de la Generación Y.

Las características principales asociadas con el aprendizaje activo, según lo definen los investigadores, incluyen: una mayor motivación estudiantil, en especial para los estudiantes adultos; retroalimentación recíproca entre el estudiante y el docente; y participación del estudiante en las formas de pensamiento de orden más elevado (analizar, evaluar y crear). El profesor debería planificar la introducción de cada Objetivo del Aprendizaje mediante la incorporación de varias técnicas activas de enseñanza y aprendizaje a sus planes diarios.

Las TAEA van desde las simples (por ejemplo: pausas periódicas, ensayo de un minuto,14 o resolución de problemas por pareja15) a las complejas (por ejemplo: simulación, aprendizaje basado en problemas, y aprendizaje a través del servicio), que requieren de más preparación y tiempo de clases. Se pueden hallar estrategias detalladas y más información sobre los beneficios de las TAEA en los siguientes enlaces:

  • https://cei.umn.edu/support-services/tutorials/what-active-learning/making-active-learning-work.6
  • El fundamento bíblico de fe-enseñanza de la clase debería estar representado en el concepto bíblico y oración distintiva de la cátedra, que deberían estar conectados naturalmente por medio de EB (Ejemplos Bíblicos) a un DC (Conocimiento Declarativo) y DP (Conocimiento Procedimental).
  • Debería haber al menos una tarea, una TAEA (Técnica Activa de Enseñanza y Aprendizaje), y una evaluación para cada RA (Resultado de Aprendizaje).
  • Cada TAEA debería estar alineada con un CD o CP; y cada CD y CP debería estar alineado con un RA; y cada RA debería ser evaluado.
  • Incluir los nuevos elementos ya diseñados que ilustran el fundamento bíblico de la clase, tales como el MC (Mapa Conceptual), los RA (Resultados de Aprendizaje), y el PR (Plan de Retroalimentación) y el PE (Plan de Evaluación), que incluye opciones de tareas y el cronograma de la clase.
  • Hacer una lista de las posibilidades en que los estudiantes pudieran contactarlos, de ser necesario, fuera de la hora de clase, lo que incluye "horas de oficina" regulares y electrónicas.
  • Dar horas y contactos para ayudas adicionales, tales como la Ayuda del Sistema de Gestión del Aprendizaje o de Tecnología y Sistemas, recursos de biblioteca, ayuda en investigación y redacción, y tutores y asistentes de laboratorio, etc.
  • Ofrecer copias de los reglamentos que requiere la institución, tales como aquellos que se relacionan con (1) los estudiantes con capacidades especiales, y (2) la honestidad académica (el plagio).
  • Especificar en detalle las instrucciones para completar todas las tareas enumeradas en el cronograma de la clase, y de incluir las rúbricas o las listas en el caso de las tareas principales.

http://www.fctl.ucf.edu/teachingandlearningresources/CourseDesign/Assessment/content/101_Tips.pdf17

Las TAEA liberan tanto al profesor como al estudiante de la tarea de cubrir cada página del libro de texto y lo colocan en el lugar que le corresponde en la clase: un recurso. Estas actividades también dan tiempo a los profesores de incorporar las conexiones bíblicas y las creencias adventistas identificadas en el primer paso de este Modelo de Diseño de Plan de Clases. Los estudiantes necesitan ver las conexiones entre el concepto bíblico de la clase, los EB, los CD y CP, y en las actividades y tareas de la clase.

Paso 4: Plan para hacer observaciones. El diseño de un Plan de Retroalimentación (PR) es el cuarto paso en el Modelo de Diseño de Plan de Clases con Fundamento Bíblico, que debería llegar a ser parte del plan de cátedra. El PR tiene dos partes: Primera, explica de qué manera el docente solicitará las observaciones de los estudiantes; Segunda, de que manera el profesor hará sus observaciones a los estudiantes. Sin este plan, los estudiantes suelen ver la mayoría de las tareas como una ocupación y un trabajo. La ausencia de reacciones oportunas y útiles reduce el interés en el aprendizaje. Cuando los profesores brindan comentarios oportunos a los estudiantes, seguidos por una discusión de las respuestas incorrectas, están realizando una de las actividades asociadas a los resultados positivos en los estudiantes que tienen la mayor efectividad. La investigación sobre el estudio del cerebro indica que los seres humanos están programados biológicamente para buscar y usar las reacciones de los demás.18

El docente debería proveer las respuestas a los estudiantes dentro de las 24 a 48 horas19 para "cerrar el círculo de evaluación" de manera intencional para la mayoría de las tareas. En su forma ideal, este cierre permite que los estudiantes utilicen los aportes del profesor para mejorar su aprendizaje en actividades y tareas subsiguientes en la clase.20 En el caso de tareas más complejas y que requieren más tiempo, los docentes deberán indicar la fecha de entrega esperada en el plan de cátedra, y recordarla a los estudiantes cuando se recibe la tarea.

Los docentes suelen pasar por alto los aportes de los estudiantes. Los docentes pueden usar una técnica rápida, el Ensayo de un Minuto,21 para recibir aportes de parte de los estudiantes. El profesor pide a los estudiantes que escriban en clase durante un minuto y respondan una pregunta similar a esta: "Qué fue lo más importante que aprendiste en esta clase?" "¿Que pregunta importante quedó sin responder?" O: "Da un ejemplo que se relacione al tema del día".

Paso 5: Plan de evaluación. Deberíamos aproximarnos al Plan de Evaluación (PE) en sí mismo de una manera que refleje una cosmovisión bíblica. La evaluación posee significación espiritual, como se nos recuerda en Deuteronomio: "Jehová, vuestro Dios, os está probando".22 El propósito primordial de la evaluación es que los estudiantes sepan cómo descartar el error y retener la verdad. "Examinadlo todo y retened lo bueno".23 También los docentes tienen que recordar que ellos mismos serán juzgados por la manera en que evalúen, "porque con el juicio con que juzgáis seréis juzgados, y con la medida con que medís se os medirá".24

Para que los docentes hagan de la evaluación una herramienta valiosa de aprendizaje, los estudiantes necesitan saber de antemano, qué esperar y cuándo esperarlo. También desean opciones; la Generación Y aprecia la variedad de opciones de evaluación que apunten a diversos estilos de aprendizaje porque es una representación más exacta del aprendizaje. Por lo tanto, debería redactarse un Plan de Evaluación (PE) formal, y colocarlo en el plan de cátedra, especificando qué tipos de evaluación, incluida la formativa y sumativa, serán parte de la clase; cuándo se llevarán a cabo las evaluaciones; y cómo serán evaluadas. El PE también debería incluir consignas o listas de todas las tareas principales y del sistema de calificación que se usará para esa clase.

Paso 6: Revise la alineación. Un elemento importante del Modelo de Diseño de Cátedra con Fundamento Bíblico es la alineación. Todos los componentes del modelo deberían ser revisados para asegurarse de que estén alineados unos con otros. El docente debería recordar lo siguiente:

• Los RA (Resultados de Aprendizaje) tienen que ser revisados a menudo a lo largo del semestre, y puede que necesiten varias tareas, TAEA y evaluaciones.

Paso 7: Prepare un plan de cátedra detallado. Por último, para terminar el diseño de la nueva clase, el docente prepara un plan de cátedra detallado que refleje los requerimientos del colegio terciario o universidad y que también recuerde las preferencias de todos los estudiantes.25 Los docentes deberían completar lo siguiente:

• Escribir un párrafo donde describa la conexión del fundamento bíblico con el conocimiento de los contenidos de la clase.

Para información adicional sobre cada paso, véase: http://www.southern.edu/administration/cte/ Docs/Biblical_Foundations_Course_Design_Steps.pdf.

Conclusión

Las diferencias generacionales se mantendrán a través del tiempo. Por lo tanto, la educación superior también tiene que cambiar para satisfacer las necesidades específicas de cada grupo que es parte de la institución. Al desarrollar este Modelo de Diseño de Catedra con Fundamento Bíblico, sus autores se mostraron convencidos de que todos los profesores pueden enseñar desde un fundamento específicamente adventista, así como estar a la altura de las necesidades distintivas de la Generación Y. Bajo este modelo, cada asignatura que se enseñe en una institución adventista de educación superior diferirá significativamente de clases similares que se enseñen en otras instituciones seculares o cristianas. Asimismo, cuando se siga este modelo, los docentes podrán estar preparados para llevar a sus estudiantes hacia una comprensión más profunda de una cosmovisión bíblica basada en la fe, y educar a los estudiantes para que piensen en términos bíblicos en lugar de humanistas. El resultado final debe ser que los estudiantes sean capaces de incorporar la cosmovisión bíblica adventista en marcos ocupacionales del mundo real y puedan estar mejor equipados para reflejar a Dios en su llamado y vocación.


Este articulo ha sido sometido a la revisión de pares.

Cynthia M. Gettys

Cynthia M. Gettys, Ph.D., es directora fundadora del Centro para la Excelencia en la Enseñanza y Fundamentos Bíblicos de la Enseñanza-Aprendizaje de la Universidad Adventista Southern en Collegedale (Tennessee, Estados Unidos). Recibió su doctorado en Currículo y Enseñanza de la Universidad de Tennessee, en Knoxville. La doctora Gettys ha ensenado en todos los niveles de educación de nivel primario a doctoraly sido Vicepresidente de Educación de la Asociación de Georgia-Cumberland. Ha efectuado numerosas presentaciones en conferencias nacionales e internacionales de educación superior; y previamente ha publicado en la revista Educational Leadership^ la Revista de Educacion Adventista, como asi tambien contribuido con numerosos articulos y libros, incluido un capítulo de Peril and Promise: Adventist Education at the Crossroads (Riverside, Calif: Center for K-12 Research on Adventist Education, 2012). Es editor ay autora de la publication Journal of Biblical Foundations of Faith and Learning.

Elaine D. Plemons

Elaine D. Plemons, M.A., ha dedicado cuarenta años a la obra educativa adventista. Como lider de diseño curricular, tecnología y desarrollo docente, ha trabajado como maestra de nivel primario, directora asociada de escuelas a nivel de asociación, profesora universitaria, y directora de tecnología académica y desarrollo docente, además de ser la coordinadora fundadora del Proyecto de Educación Distribuida AE21 para la División Norteamericana, y como gerente de operaciones de Echelon, un sitio de comercio electrónico que brinda educación continua a los profesionales médicos, y que es propiedad de la Universidad Adventista de Ciencias de la Salud. Ha sido autora de varios artículos para la Revista de Educación Adventista, y ha publicado en el número inaugural de la revista Journal of Biblical Foundations of Faith and Learning. La señora Plemons ha sido oradora invitada a numerosas convenciones y conferencias, incluida la conferencia principal de la División del Pacifico Sur, y en la primera convención de docentes adventistas en Moscu (Rusia). En el presente, es directora asociada del Centro de Excelencia en la Enseñanza y Fundamentos Bíblicos de Fe y Enseñanza en la Universidad Adventista Southern, y es miembro de la junta del Consorcio Docente Regional y de Desarrollo en la Enseñanza de Southern.

NOTAS Y REFERENCIAS

  1. Neil Howe y William Strauss, autores de éxito de ventas Millennials Rising: The Next Generation (New York: Vintage Books, 2000), proveyeron un primer panorama abarcante sobre esta generación específica, la Generación Y, como los nacidos entre 1982 y 2004. Este grupo incluye a una amplia gama de estudiantes (tradicionales y no tradicionales) matriculados en la educación superior, en clases en línea o presenciales en todo el mundo.
  2. Paula Gleason, "Meeting the Needs of Millennial Students", In Touch Newsletter 16:1 (Invierno 2008) Servicios Estudiantiles, Universidad del Estado de California, Long Beach: http://web.csulb.edu/divisions/students2/intouch/archives/2007-08/voll6_nol/01.htm. A menos que se indique lo contrario, todos los sitios web en las notas finales fueron visitados en julio de 2016.
  3. Entrevista de Rick Ostrander con David Kinnaman y Gabe Lyons, "Developing Good Faith," Advance (Washington, D.C.: Consejo de Colegios Terciarios y Universidades Cristianas, Primavera 2016): pp. 54, 55: https://issuu. com/cccu/docs/16_springadvance_web/55.. com/cccu/docs/16_springadvance_web/55.
  4. Cultura Abierta, "MOOCs From Great Universities (Many With Certificates)" (2016): http://www.openculture.com/free_certificate_courses.
  5. Josue 24:15, version Reina-Valera, revision 1995.
  6. Nancy Pearcey, Total Truth: Liberating Christianity From Its Cultural Captivity (Wheaton, 111.: Crossway Books, 2005), p. 44.
  7. Stephen Covey, Seven Habits of Highly Effective People (New York: Simon & Schuster, 1989), pp. 95-144.
  8. El nombre y los materiales de la catedra usados con autorización.
  9. Jay McTighe y Grant Wiggins, Understanding by Design Guide to Creating High-quality Units (Alexandria, Va.: Association for Supervision and Curriculum Development, 2011).
  10. Loren Anderson, A Taxonomy for Learning, Teaching, and Assessing: A Revision of Bloom's Taxonomy of Educational Objectives, Complete Edition (New York: Worth Publishers, 2010).
  11. U.Ibid.
  12. Charles Bonwell y James Eison, "Active Learning: Creating Excitement in the Classroom", en ASHE-ERIC Higher Education Report No. 1 (Washington, D.C.: George Washington University, 1991), p. 19.
  13. JeffNevid, "Teaching the Millennials", Observer 24:5 (Mayo/Junio 2011), Asociación para las Ciencias Psicológicas: http://www.psychologicalscience.org/index.php/publications/observer/ -2011/may-june-l 1/teaching-the-millennials.html. Visitado el 26 de julio de 2016.
  14. Véase "Minute Paper", en Secretaria de Estudios de Posgrado, Universidad de Nebraska, por una descripción de cómo usarlo: http://www.unl.edu/gradstudies/current/teaching/minute. El Ensayo de un Minuto es una técnica de evaluación de la clase popularizada por Thomas A. Ángelo y K. Patricia Cross en su bien conocido recurso Classroom Assessment Techniques: A Handbook for College Teachers, segunda ed. (San Francisco: Josey-Bass, 1993).
  15. Vease Think-Pair-Share: http://archive.wceruw.org/cll/CL/doingcl/thinkps.htm.org/cll/CL/doingcl/thinkps.htm. org/cll/CL/doing cl/thinkps.htm and http://serc.carleton.edu/introgeo/interactive/ tpshare.html por mas sobre esta estrategia de aprendizaje cooperative
  16. "What Is Active Learning?" en University of Minnesota, Center for Teaching and Learning: http://www 1 .umn.edu/ohr/teach-learn/tutorials/ active/what/index.html.
  17. "Interactive Techniques", en Teaching and Learning Resources, Universidad de Central Florida, Karen L. Smith Faculty Center for Teaching & Learning: http://www.fctl.-ucf.edu/TeachingAndLearn ingResources/CourseDesign/Assessment/content/10 l_Tips.pdf.
  18. James Zull, From Brain to Mind (Sterling, Va.: Stylus Publishing, 2011).
  19. John McCarthy, "Timely Feedback: Now or Never", Edutopia (Enero 2016): http://www.edutopia.org/blog/timely-feedback-now-or-never-john-mccarthy; Grant Wiggins, "Seven Keys to Effective Feedback", Educational Leadership 70:1 (Septiembre 2012): pp. 10-16: http://www.ascd.org/publications/educational-leadership/sept12/vol70/num01/Seven-Keys-to-Effective-Feedback.aspx
  20. James Nichols y Karen Nichols, A Road Map for Improvement of Student Learning and Support Services Through Assessment (Flemington, N.J.: Agathon Press, 2005).
  21. "Minute Paper", en Secretaria de Estudios de Posgrado, Universidad de Nebraska.
  22. Deuteronomio 13:3.
  23. 1 Tesalonicenses 5:21.
  24. Mateo 7:2.
  25. Los estudiantes matriculados en colegios terciarios y universidades adventistas representan una comunidad global. Varios estudios han buscado descubrir si la Generación Y de diversas partes del mundo comparten las mismas necesidades y preocupaciones. La Encuesta a la Generación Y IRIS 2015 (traducida a mas de diez idiomas) entrevisto a 23 mil estudiantes de 23 países: http://irismillennials.com/articles/2015-survey/; Universum Global llevo a cabo su primer estudio a gran escala de las actitudes y acciones de la Generación Y, y de cómo estas varían en el mundo. Entrevistaron a 16.637 personas en 43 países de Asia, África, Europa, América Latina, Oriente Medio y Norteamérica. Los encuestados tenían entre 18 y 30 años. Los datos son compartidos en un informe en seis partes titulado "Understanding a Misunderstood Generation": http://universumglobal.com/millennials/.